Serial Experiments Lain (Ryutaro Nakamura, 1998)




Realizada en 1998 en plena vorágine post-Evangelion (1996), Lain apareció en las televisiones japonesas con unas intenciones bien marcadas. Es un producto claramente enfocado al publico adulto, aun no teniendo contenido explícito visualmente.

Chiaki J. Konata ha reconocido en varias ocasiones, que cuando vió Evangelion ya había acabado de escribir el 4º capitulo, descartando así toda la campaña en contra que se le hizo a la serie por considerarla un simple producto calquiera nacido a rebufo de las aspiraciones psicoanalíticas de Hideaki Anno (director de la mencionada Evangelion). La realidad es que en un principio puede uno pensar eso mismo… pero un poco de análisis destapa una obra precisa, original e irrepetible, que destaca por méritos propios.



Para empezar, hablemos de nombres:

-Ryutaro Nakamura: No es solo el director, sino que también se encargó de los storyborads y de la continuidad. Posteriormente confirmaría que se trata de uno de los valores seguros en la animación japonesa actual firmando grandes series como Sakura wars, la impresionante Kino no tabi (que adapta una Light novel que mencioné en el anterior post) o el que pudo haber sido fácilmente el mejor anime del 2007: Ghost hound, basado en una idea de Masamune Shirow, y que celebraba el 20 aniversario de la productora de animación Production I.G.

-Chiaki J. Konaka: Guionista de la serie, es un peso pesado dentro de la industria, suyos han sido los guiones de series tan peculiares como Armitage III, Astroboy, Digimon Tamers, Hellsing, Parasite Dolls, Rahxephon, Texhnolyze, Vampire Princess Miyu, la muy reciente Ghost Hound (donde se volvió a reunir con Nakamura), o “Alice in cyberland” que guarda cierta relación con Lain.

Especializado en series de ciencia ficción, es celebre por sus densos diálogos y por sus originales propuestas.

-Yoshitoshi Abe: Diseñador de personajes. Saltó a la fama gracias a sus diseños para Lain. Posteriormente ha trabajado en Niea Under 7, Haibane Renmei y Texhnolyze. También es mangaka, aunque curiosamente casi todos sus trabajos los sigue publicando de forma amateur. Colabora habitualmente en la publicación ROBOT de Range Murata, editada en España por Glénat.

-Yasuyuki Ueda: Es el productor de la serie y el que decidió considerar a Yoshitoshi Abe como diseñador para la serie. Entre otras cosas ha producido maravillas como Ergo Proxy, Haibane Renmei y Nie_7 (ambas junto a Abe), Hellsing, Texhnolyze (junto a Konaka) y Kacho oji.

Es un Staff de autentico lujo reunido en torno a una historia tecnológica sobre la búsqueda de la identidad, y el impacto de la Red en el mundo real. Aunque no esta situada en una época concreta, todos los capítulos empiezan con la misma frase: "Present Day, Present Time", a pesar de que obviamente no transcurre en la actualidad y tiene bastantes elementos de ciencia ficción.



La historia: Lain Iwakura, tras el suicidio de una compañera de clase, recibe un e-mail diciéndole que a pesar de lo que haya oído, realmente no ha muerto, sino que su conciencia permanece en la Red, y que allí esta Dios. A partir de ahí, Lain sentirá más y más curiosidad por la red... y su mundo se ira distorsionando.

Contar algo más entra ya en el terreno de los destripes puros y duros, es una serie que da muchas vueltas. Por el camino... Lain irá buscando su identidad, su pasado y su futuro, y tomará decisiones que afectaran a todos cuantos le rodean.

La serie hay que reconocer que en muchos puntos es algo espesa. Hay constantes referencias a diversas teorías (algunas de ellas incluso desfasadas en la época en que se hizo) sobre internet, sobre la mente humana, sobre conspiraciones gubernamentales y sobre experimentos fallidos. Ponerlo todo en conjunto cuesta un poco, y requiere algo de esfuerzo por parte del espectador.

Pero aunque uno no llegue a comprenderla en su totalidad (para ello hacen falta varios visionados, me temo) la estética, la música, los personajes... todo se conjuga perfectamente creando una serie totalmente hipnótica. Los diseños de aBe son tan característicos que ninguna serie de la época se le parecía.



Es difícil saber que supuso su salida al mercado. Fue un éxito y se exporto rápidamente a otros países, sin embargo una gran mayoría de la gente que la vió la tachó de ser una empanda mental tamaño jumbo, de ser muy lenta o de no tener ningún sentido real. Ni me extraña ni me molesta especialmente, a fin de cuentas es una serie que está más cerca de David Conenberg que de películas como Akira, más cerca de David Lynch que de Masamune Shirow. Y aunque podría inscribirse en ese subgénero llamado cyberpunk, la verdad es que poco tiene que ver con William Gibson y sus sucesores.

Considero que para bien o para mal, es una serie imprescindible de ver (aun cuando la mayoría no pasarán del primer episodio) , porque es única en todos los sentidos. Pocas veces una serie de animación se ha atrevido a plantear estos temas tan serios y actuales, de una forma tan atractiva y original.

La edición en España es más que buena, aunque los menús de los Dvds se hacen algo pesados (mucha animación) . Primero se editó en volúmenes individuales, y mas adelante en un pack. Extrañamente, hoy en día está descatalogada. Una lástima, porque en la primera edición tuvieron el detallazo de poner en el interior de las caratulas, pequeñas definiciones de términos y teorías que se nombraban en la serie, lo cual mejoraba bastante la experiencia. (Nota: Ya ha sido reeditada varias veces desde que se escribió este post, y en Japón hasta ha salido remasterizada en Blu-Ray)

1 comentario:

Daniel Guerra Caballero dijo...

Saludos cordiales. Sin lugar a dudas Serial Experiments Lain es una serie sin comparación. Concebida inicialmente como videojuego, la capacidad de su historia trasciende lo entendido como entretenimiento y anime excediendo, incluso, el limitante contenedor del cyberpunk. Es de las pocas series que he podido ver incontables veces y disfrutarla siempre; además, al estar relacionada con las disquisiciones filosóficas, tecnología y las teorías de la información se relaciona con mi quehacer académico. Junto a Perfect Blue, Boogiepop Phantom (Considerada por muchos su heredera directa), Paranoia Agent, y el segmento Bake Neko de Ayakashi Japanese Classic Horror, Lain, es una serie que demuestra que como manifestación cultural, la animación japonesa (y su historia) ha logrado puntos tan altos que la validan y autorizan como saber humano. Felicitaciones por tu blog y por el otro sobre juegos ya que has tratado también mi saga favorita, Silent Hill. Luego de este preámbulo,explico la razón del presente comentario. Actualmente dirijo un proyecto sobre cultura popular japonesa llamado Proyecto Nihon. Éste, a diferencia de las innumerables iniciativas de los ,se orienta a un público más informado y profesional. Su enfoque es de hecho académico, y debido a eso el staff debe ser competente en sumo grado y uniforme. Tras leer tus blogs creo que eres una persona adecuada para el proyecto, y cordialmente te invito a formar parte de nuestro proyecto. Puedes visitar mi blog (http://danielguerracaballero.blogspot.com) y revisar la entrada "Convocatoria proyecto Nihon". Espero puedas leer lo que se intenta hacer y estés interesado en formar parte de nuestro equipo. Esperando tu respuesta y repitiendo las felicitaciones me despido.